Cómo convertí 400 pesos mexicanos en millones mediante inversiones

Cómo convertí 400 pesos mexicanos en millones mediante inversiones

  • Autor de la entrada:
  • Categoría de la entrada:Uncategorized
  • Comentarios de la entrada:Sin comentarios

June 7, 2021 9 min read

Este artículo fue traducido de nuestra edición en inglés.

Las opiniones expresadas por los colaboradores de Entrepreneur son personales.

Inicié mi travesía en las inversiones hace cinco años mientras trabajaba a tiempo completo. Tuve la suerte de tener estabilidad y un trabajo que me permitió ganar más dinero del que necesitaba en ese momento. A diferencia de mis compañeros, en lugar de salir de fiesta los fines de semana, comencé a leer libros sobre inversiones y cómo jugar en la bolsa de valores. Como típico millennial, comencé a jugar en el mercado de manera irresponsable, buscando obtener ganancias rápidas, luego aprendí rápidamente que no funcionaba. Entonces, empecé a aprender a invertir a largo plazo. Esto me llevó a investigar diferentes corretajes (brokers) y dónde estaría mejor atendido mi dinero, así que abrí una cuenta de corretaje y deposité solo 20 dólares (unos 400 pesos mexicanos). En ese momento trabajaba para una empresa que cotiza en la bolsa, así que era lógico para mí comprar 20 dólares de ese activo en particular, y lo hice. Sabía que esta empresa tenía y seguiría teniendo éxito.

Mi hambre de conocimiento no se detuvo allí. Comencé a leer libros como ‘The Intelligent Investor’ de Benjamin Graham, ‘Reminiscences of a Stock Operator’ de Edwin Lefevre, y otros parecidos. A medida que continuaba leyendo y aprendiendo, rápidamente me di cuenta de que la clave de la riqueza no era el trading díario, sino las inversiones a largo plazo. En lugar de tener una cuenta de ahorros, decidí poner todo el dinero sobrante en mi cuenta de corretaje. Me fijaba una meta y cuando alcanzaba esa meta, usaba ese dinero para comprar acciones en diferentes empresas que me llamaban la atención. No fue fácil. Para hacerlo, tuve que hacer una investigación exhaustiva sobre las empresas en particular y por qué encajaban bien en mi cartera. Al principio, cometí el error de tener más de 40 empresas en la cartera y ninguna de ellas estaba obteniendo ganancias significativas. Decidí adoptar el enfoque de ‘The Intelligent Investor’ y empecé a concentrarme en un pequeño número de empresas que me permitieron aumentar mi riqueza y mantuve mi atención firme en lugar de tratar de dividir mi atención en 42 caminos diferentes.

Todos pensamos que invertir en la bolsa es solo un paseo por el parque, y con todas las opciones disponibles para hacerlo hoy en día, es bastante fácil entrar en el mercado, pero ¿realmente estás ganando? Cometí errores importantes en mi viaje de inversión y ahora mi objetivo es enseñarle a evitar esos errores a quienes están comenzando. En mi libro, ‘The Hustle Made Me Do It: Traders and Investors 101’, le muestro a la gente cómo lograr la independencia financiera a través de la inversión y lo hago explicando lo que he aprendido a lo largo de los años en términos simples. Hoy, quiero compartir siete lecciones que han sido particularmente impactantes para mí.

1. Deja las emociones fuera

Las emociones pueden ser buenas o malas, pero cuando se trata de invertir, la mayoría de las veces, son tu peor enemigo. Al principio, veía un día negativo y estaba listo para tirar la toalla, pero sabía que esa no era una opción porque me había comprometido a estar ahí a largo plazo. Mi consejo es: manten la calma y ten confianza en las empresas en las que ha elegido invertir, luego recuerda que los mercados siempre repuntan si es una empresa sólida. Tenen cuenta que habrá cambios en el mercado, tanto positivos como negativos. También debes tener un objetivo determinado sobre cuánto tiempo deseas mantener tu dinero invertido en unas acciones en particular. Esto te ayudará a comprender las emociones a medida que continúas en una posición.

2. No seas tonto

Si hubiera sabido esto al comienzo de mi viaje de inversión, habría tomado mejores decisiones. Lo que quiero decir es que no escuches a nadie sin hacer tu propia investigación. No escuches los rumores, estarán en todas partes. Trata de mantenerte alejado de las revistas y boletines financieros. Todo el mundo tiene una opinión sobre diferentes valores, pero es importante que permanezcas firme en lo que crees que es verdad sobre las empresas en las que ha invertido. Recuerda la regla número uno. Finalmente, descarta cualquier consejo de los programas de entrevistas nacionales sobre dinero. Todos tienen motivos personales sobre por qué quieren dar consejos sobre inversiones particulares.

3. ¡No seas arrogante!

Este es un error que todavía cometo de vez en cuando. Cuando los mercados suben, me siento como la persona más inteligente del planeta. Cuando los mercados están bajando, me siento como un idiota, cuestionando todas las decisiones anteriores. El punto aquí es, no te vuelvas arrogante, porque cuando los mercados suben, todo el mundo es un gran inversor, pero cuando bajan, es cuando realmente devbes tratar y aferrarte firmemente a la regla número uno. Deja que los mercados hagan lo suyo; inevitablemente se corregirán a sí mismos según la dirección de la oferta y la demanda.

Crédito: Depositphotos.com

4. No le digas a la gente qué comprar o vender

Esto va junto con la regla número tres. Cuando nos está yenfo bien con unas acciones, tendemos a querer contarles a todos sobre el gran descubrimiento. Sin embargo, cuando bajen, desearíamos haber mantenido la boca cerrada. No juegues con el dinero de la gente, juega con el tuyo. Está bien hablar con tus compañeros sobre diferentes oportunidades de inversión, pero quizás el consejo más profundo de este artículo es: ¡no le digas a la gente qué hacer con su dinero! Lo último que deseas es que uno de tus amigos cercanos te envíe un mensaje diciéndole cómo las acciones que le recomendaste están cayendo en picada y cómo tú eres responsable del dinero que perdieron.

5. Se cauteloso cuando ellos no lo sean, se tonto cuando ellos sean cautelosos

Este es uno de los mejores consejos que aprendí de ‘The Intelligent Investor’, y también algunos de los mejores consejos que escucharás dar al Oráculo de Omaha, Warren Buffett. Simplemente significa que cuando las personas huyen de un valor en particular, corras hacia él y cuando las personas abandonen ese mercado, entonces entra. Esto es aprovechar la oportunidad y encontrar un valor que otros no ven. Manten algunos activos líquidos para que cuando el mercado se esté corrigiendo, tengas la oportunidad de comprar bajo. Piensa en ello como comprar un artículo de 100 dólares por 70, esperando que valga 200 en unos pocos meses.

6. Recibe pagos por los productos que usas

Si tienes dinero para comprar un iPhone, tienes dinero para comprar acciones en Apple. Estas son acciones que pagan dividendos, lo que significa que cada trimestre te pagarán por el éxito de la empresa. ¿Por qué no te pagan por el producto que ya usas? ¿Por qué no apoyar a las empresas que te gustan? Es simple: evalúa tus marcas favoritas y búscalas en un índice bursátil. Si son empresas que cotizan en la bolsa, recomendaría encarecidamente comprar algunas acciones.

7. Invierte sabiamente

Permite que tu dinero crezca y deja que el interés compuesto continúe generando dinero para ti. La clave no es hacerse rico rápidamente, es tener una cartera que resista la prueba del tiempo. Diversifica esa cartera tanto como puedas y concéntrate en las empresas que sabes que seguirán teniendo éxito a largo plazo. Aunque no estoy aquí para brindarte asesoramiento financiero, te recomiendo que mantengas tus acciones durante dos o tres años. Esto te dará la mejor oportunidad de ver las tendencias en el mercado para esta inversión en particular, luego volver a visitar tu cartera y hacer los cambios necesarios.

Invertir sigue siendo una de las grandes pruebas de paciencia y emociones. No es para todos. Ya sea que se trate de acciones de criptomonedas o Forex, te recomiendo encarecidamente que investigues cualquier inversión en la que te estés lanzando. Nuestro objetivo en ‘The Hustle Made Me Do It’ es enseñar a los jóvenes cómo ser económicamente independientes, y creo firmemente que invertir a largo plazo es una forma segura de alcanzar ese objetivo. Se necesita un poco de trabajo y una inversión de tiempo, pero una vez que aprendes las cosas, el proceso es realmente como andar en bicicleta. Es probable que te encante y, lo más importante, que coseches los beneficios de la investigación y la paciencia.

Fuente

Deja una respuesta