Échale gasolina a la comunicación en tu negocio y en tu vida

Échale gasolina a la comunicación en tu negocio y en tu vida

  • Autor de la entrada:
  • Categoría de la entrada:Uncategorized
  • Comentarios de la entrada:Sin comentarios

Aquí te diremos cuáles son los tres ingredientes de la comunicación; donde sea, con quien sea, sobre lo que sea.

Grow Your Business, Not Your Inbox

Stay informed and join our daily newsletter now!

June 15, 2020 3 min read

Las opiniones expresadas por los colaboradores de Entrepreneur son personales.

Este coche no anda

– ¿Grúas Hernández? 

– Sí, señor, a sus órdenes. ¿Con quién tengo el gusto?

– Con el señor Romeo ¿Podrían venir a ayudarme?

– ¡Claro que sí! ¿Cuál es el problema?

– Que mi auto no camina.

– Lamento escucharlo ¿ha tenido algún accidente?

– No. No sé qué pasa. Simplemente no anda. No se mueve.

– ¿De verdad? ¡Qué extraño! 

– Lo sé. Es un misterio. ¡Los autos son un misterio!

– Ehhmm… no realmente, pero está bien. Ahora mismo le mando grúa, si usted quiere. Pero dígame, ¿sabe usted manejar?

– ¡Soy un gran piloto, claro! Sé manejar automático, manual y transmisión mixta. He manejado toda mi vida; incluso en la bicicleta, de niño era un as al volante.

– Ah, ya veo. Y el auto… ¿parece que le falle alguna cosa?

– Nada. Todo está bien. Lo saqué de la agencia ayer mismo. Es un último modelo. Estoy ahora mismo al volante. Estoy dando vuelta a la llave… y girando el volante, para un lado y para otro.

– ¿Por qué?

– ¡Porque así se maneja! Mire, meto primera, ahora meto segunda… ¡y toco la bocina! 

– Disculpe, señor, pero creo que así no se puede manejar. Si el coche no camina…

– ¡Estoy haciendo todas las cosas que sé! Soy un gran piloto. Estoy mirando el retrovisor, meto acelerador… ¡y freno! Está oscureciendo. Voy a prender las luces. Es un gran auto, me costó una millonada. Es rojo.

– Sí, sí, entiendo. Pero ¿entonces por qué no camina?

– No tengo idea. Así son estos autos, ya ve. ¡Son un misterio!

¡Vaya misterio, en verdad, este automóvil! Estoy seguro de que tú sabes lo bastante de mecánica para hacerte una idea de lo que está mal. Es un auto nuevo, así que probablemente no esté mal el motor y, a decir de Romeo, es un gran piloto. ¿Qué es lo que puede estar pasando?

Así son muchas personas: cuando tienen problemas de comunicación, lo que hacen es –como Romeo- girar el volante, tocar la bocina y presionar todos los botones “a ver si algo sucede”. Pero no, ese auto no camina. Es un verdadero misterio.

Al final de esta historia, por fin llega la grúa a rescatar a Romeo, con su auto nuevo, que es rojo. Revisan el automóvil, levantan el cofre, comprueban las llantas y al final… el misterio revelado: el auto no tiene gasolina.

Foto: Depositphotos.

Los tres ingredientes de la comunicación

Solemos pensar en la comunicación como un acto que implica tres elementos fundamentales: Emisor

Fuente

Deja una respuesta